JUAN CARLOS MARTÍN: ´Todos somos usuarios de los Servicios Sociales´

El Club Prensa Canaria acogió esta semana la presentación en sociedad de Hestia, asociación para la intervención e investigación familiar, psicoeducativa y social. Su presidente explica cuáles son sus líneas de trabajo.

LOURDES S. VILLACASTÍN - LAS PALMAS DE GRAN CANARIA.


- ¿Qué es Hestia y cuáles son sus principales objetivos?
- Es una asociación de ámbito regional formada por profesionales del ámbito de la intervención y de la investigación social con bastante experiencia ya que muchos miembros son técnicos de distintos cabildos y personal de las dos universidades. Uno de nuestros principales objetivos es contribuir a la mejora de la sociedad canaria diseñando y elaborando programas de intervención en el ámbito familiar, educativo y social y realizando proyectos de formación para formadores. Colaboraremos con las instituciones y también en proyectos de cooperación y desarrollo. Todos los proyectos que hagamos estarán fundamentados y evaluados apropiadamente. Eso es lo que nos puede diferenciar de otras asociaciones.

- Uno de los objetivos de la asociación es la formación del personal ¿Hay falta de preparación entre los profesionales que trabajan en el ámbito de la intervención social?
- En general pasa en todas las comunidades autónomas. Lo más importante es que en Canarias hay una gran sensibilidad por parte de las instituciones en este campo y una gran unidad a la hora de actuar. Sin embargo, falta por unificar los criterios cuando se decide intervenir en un problema. Es muy común que cada profesional use su propia metodología, falta coordinación y apostar por aquello que tiene eficacia contrastada por investigaciones. En muchas ocasiones, los resultados no se evalúan de modo científico. Se contabilizan los participantes, los que se han sentido satisfechos con el programa pero no se analizan ni evalúan con objetividad y rigurosidad los objetivos marcados. Eso es lo que queremos aportar desde la asociación.

- ¿Están dando respuesta los programas y proyectos que se desarrollan en los diversos Servicios Sociales a las necesidades actuales?
- Sí aunque falta más coordinación con los profesionales, más recursos y espacios para compartir e intervenir. En todas las corporaciones locales los Servicios Sociales son, como algunas asignaturas en educación, las 'marías'. Son siempre los que menos recursos tienen y hay que pensar que todos somos usuarios de los Servicios Sociales. Es un error pensar que sólo cuando uno está desprotegido tiene un problema económico o de convivencia con su hijo menor tiene que acudir a los Servicios Sociales. Está para eso pero también para otros servicios, como la formación, como por ejemplo, la de los padres y madres. Y a ese servicio podemos acudir todos. Porque todo lo que sea pensar en el futuro de nuestros hijos tiene su base en la familia. Como en educación sería necesario que en Canarias hubiera también un pacto en materia de intervención social, donde se fijaran una serie de protocolos para mejorar la actuación.

- Entre los fines de la asociación figura también diseñar y evaluar proyectos y planes de intervención familiar ¿Es tan importante el papel de la familia en la sociedad?
- El papel que tiene la familia es mayor que el que se le da en nuestra sociedad. A la familia se le exige todo y cuando hay sucesos desagradables como el que ocurrió a Iván Robaina, a cuyos padres mando un saludo afectuoso, tendemos a culpabilizarles. La sociedad exige mucho a los padres pero pero ¿qué recursos les ofrece para que se formen y puedan ejercer su función parental?. La formación es una inversión y siempre será poco todo lo que se haga por ello. En la medida en que la sociedad invierta en las familias más velaremos por el crecimiento de la sociedad. Hay que reconocer que hemos hecho un gran avance, pero las instituciones públicas tienen que ser más firmes a la hora de hacer cumplir las políticas de conciliación laboral y familiar.

- Emilio Calatayud, juez de menores de Granada famoso por sus sentencias a los jóvenes delincuentes, dice que hay muchas leyes que protegen a los menores pero poco control sobre las obligaciones que estos deben cumplir ¿Es así?.
- Toda ley que proteja al menor es poca. Hay que proteger a los menores pero dar a los padres los recursos necesarios para que ejerzan sus funciones. Hay medidas, como la que tomó el Ayuntamiento de Aguimes con respecto al horario en que los menores debían estar en la calle, que aunque generen discusión pueden, socialmente, respaldar la función de los padres, ayudarles a coger las riendas de nuevo.

Fuente: La Provincia

Este sitio usa cookies propias y de terceros Ver política